Cómo Actualizar El Reproductor De Windows Media

Desde 1996, ver películas, escuchar música e incluso ver fotos en los sistemas operativos Windows se hace con el Windows Media Player. Con el paso de los años, Microsoft fue lanzando más y más versiones hasta llegar a las 12 disponibles para Windows 10 y 8 y 7, los anteriores sistemas operativos de la compañía.

En la actualidad, este software ya no se utiliza. A pesar de las características, funciones y sobre todo la potencia que tiene este reproductor, los administradores han decidido no actualizarlo más, sino utilizar servicios internos de W10, como "Películas y TV", para aprovechar mejor las capacidades del sistema operativo y centralizar todo en herramientas totalmente nativas e implementarlas en él.

Así, desde el pasado mes de octubre de 2017, en una de las actualizaciones de este sistema operativo, decidieron poner el freno de mano al popular programa de la compañía.

Pero, ¿cómo actualizar el Reproductor de Windows Media a la última versión? Aunque pueda parecer imposible debido a la falta de apoyo, se puede hacer. A continuación, explicaremos todos los pasos para hacerlo, según los dos métodos disponibles actualmente.

También puedes leer: 10 Mejores reproductores de música para Windows

Índice De Contenidos

    Cómo Actualizar El Reproductor De Windows Media

    Todos los detalles y procedimientos siguientes se explican paso a paso y punto por punto, para que no te pierdas con esta completa guía diseñada para todos los usuarios.

    No importa la versión de Windows que tengas, el proceso es el mismo para todas las versiones y te permitirá tener siempre el reproductor con la última actualización. Además, siempre hay que acudir a los canales oficiales y de confianza para evitar posibles problemas con software de origen desconocido.

    Windows 10 decidió dejar de dar soporte a Windows Media Player unos meses después de su lanzamiento.

    Otros detalles

    Tras la actualización, el sistema operativo se abstuvo de actualizar el reproductor multimedia, que ha estado activo desde Windows 98. Pero aunque ofrece su propio reproductor para ver contenidos multimedia, hay formas de instalarlo para su uso futuro.

    Esta guía para actualizar a una nueva versión de Windows Media Player te ayudará a realizar el proceso de forma automática o manual, ambas formas son posibles aunque el equipo oficial haya dejado de dar soporte.

    Te explicaremos todos los pasos a seguir en ambos casos, para que lo hagas de la forma que te resulte más cómoda y tengas siempre las últimas actualizaciones de este programa en tu ordenador.

    Actualizaciones automáticas

    El Reproductor de Windows Media suele actualizarse automáticamente, por lo que no tienes que preocuparte de descargar e instalar nada. Sigue estos pasos para asegurarse de que están activos:

    • Abre el reproductor de Windows Media. Para ello, haz clic en el botón "Inicio" (abajo a la izquierda) de tu ordenador y escribe "Windows Media Player" en el cuadro de búsqueda. Haz clic en el panel que aparece para entrar en el programa.
    • Una vez que te encuentres en la ventana principal y se muestren tus bibliotecas de reproducción, haz clic en la opción "Organizar" y haz clic en "Preferencias" en el menú que aparece frente a ti. Estas *Nomenclaturas* pueden variar según la versión del programa.
    • Una vez en este submenú, localiza la pestaña "Reproductor" y cuando la encuentre, pulsa sobre ella para acceder a la configuración general de este programa multimedia.
    • Entre todos los ajustes que aparecerán ahora, rellene el campo "Actualizaciones automáticas" y selecciona el periodo durante el cual quiere que el programa comprueba si hay nuevas versiones para instalar. Puedes seleccionar una de las siguientes opciones:
      • "Una vez al día".
      • "Una vez a la semana".
      • "Una vez al mes".
    • Selecciona una de las tres opciones y haz clic en el botón "Aplicar". A continuación, haz clic en "Aceptar" y completa la configuración de la actualización automática.

    A partir de ahora, el Reproductor de Windows Media descargará todos los parches sin que intervengas. Todo esto ocurrirá en segundo plano y no tendrás prácticamente ningún efecto en el rendimiento de su ordenador durante el proceso.

    Actualizaciones manuales

    Si quieres descargar actualizaciones manuales para el reproductor de Windows Media en tu ordenador, ve directamente a la fuente oficial del reproductor: el sitio de soporte de Microsoft. Te explicaremos cómo obtener las últimas versiones manualmente:

    • Puede ir a la página de descarga de las últimas actualizaciones del Reproductor de Windows Media aquí o utilizar los enlaces de descarga directa de arriba, que son completamente seguros y libres de malware.
    • Una vez que llegue al sitio oficial, selecciona tu idioma en el campo sugerido. A continuación, haz clic en el botón rojo que dice "Descargar" para empezar a descargar el instalador en su ordenador.
    • Si estás en la memoria interna de tu ordenador, solo tienes que localizar el archivo en la carpeta de descargas que desees y abrirlo. Sigue estos pasos y el proceso de instalación comenzará.
    • Solo tienes que hacer clic en "Siguiente", aceptar las condiciones de uso y la política de privacidad y esperar a que todos los archivos se copien en tu disco duro hasta que se complete el proceso y obtengas finalmente la última versión de este legendario reproductor multimedia para Windows.

    Conclusión

    En este blog  hemos mostramos 2 métodos sencillos sobre cómo actualizar el reproductor de Windows Media, estos métodos son muy fáciles de realizar y si realizaste todo tal cual está escrito pudiste haber resuelto tu problema de actualización, si te quedo alguna duda déjanos en los comentarios.

    Y no dejes de visitar nuestra página mundobytes.com que siempre tendrá los mejores artículos para ti.

    También puedes leer: Cómo Actualizar Windows 10 - 3 Métodos Para Conseguirlo

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    Subir

    Utilizo cookies propias, de análisis y de terceros para mejorar la experiencia de navegación por mi web. Y en algunos artículos, para mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias según el análisis de tu navegación. Pero solo es para seguir ofreciéndote contenido de calidad en el blog de manera totalmente gratuita. Puedes informarte más profundamente sobre qué cookies estoy utilizando y desactivarlas si quieres (algo que agradecería que no hicieras) Quiero saber más